Gastronomía peruana creció 4,5% en fiestas patrias

0
48474

En la campaña de Fiestas Patrias, el sector Gastronomía del país tuvo un crecimiento en sus ventas de 4,5% respecto al 3,9% del año pasado, impulsado por el buen desempeño de sus principales rubros de restaurantes, informó el Sector de Gastronomía de la Cámara de Comercio de Lima (CCL).

“Aquí figuran las pollerías, establecimientos de comidas rápidas (fast food), restaurantes turísticos, cebicherías y chifas que fueron los de mayor preferencia por parte de los comensales nacionales y extranjeros”, manifestó Guillermo Graglia, presidente del sector.

También se observa que los locales de comida criolla, comida japonesa, heladerías, café-restaurantes, pizzerías y sangucherías lograron un crecimiento debido a la ampliación de sus locales, estrategias de marketing basadas en promociones, ofertas y servicio de reparto a domicilio.

El suministro de comidas por encargo (catering) presentó un incremento de 2% por la mayor demanda de preparación y distribución de alimentos para eventos, contrataciones para reuniones empresariales y catering para cumpleaños y bodas, con respecto a similar periodo del 2015.

Entre los factores que beneficiaron en este periodo también figuran las ventas generadas por el Día del Pisco, Día del Pollo a la Brasa y días festivos particulares, en que se invitó al público a explorar las diversas travesías gastronómicas que incluyen un ingrediente especial: los paisajes de la ruta. Las ventas de dichas celebraciones se concentraron en la quincena y se intensificaron a fin de mes.

Cabe destacar que las pollerías limeñas incrementaron sus ventas de pollo a la brasa así como la afluencia de público entre 40% y 50%, respectivamente en el último fin de semana largo.

POTAJES MÁS REQUERIDOS

Las cocinas regionales fueron muy solicitadas por sus platos típicos como el cuy chactado (sur del Perú), el tradicional arroz con pato (costa norte); las humitas, la sopa de mote y la papa a la huancaína (centro); y juanes, la patarashca y el tacacho en la selva.

En Trujillo se ofreció cabrito, sopa teóloga, causa de camarones, mientras Arequipa ofreció su tradicional adobo, solterito, rocoto relleno.

Asimismo, debido a las bajas temperaturas, fueron muy requeridas las sopas como el chupe de pescado, el aguadito, el sancochado y el menestrón.

Finalmente, los restaurantes campestres cercanos a Lima ofrecieron ají de gallina, anticuchos, arroz con pato, lomo saltado, chicharrones, variedad de sánguches y cerdo al cilindro.

CÁMARA DE COMERCIO DE LIMA

AQUÍ SUS COMENTARIOS

Comentarios

Leave a Reply